ElHeraldo.hn »  Economía
4 de 8 en Economía  «ANTERIOR   SIGUIENTE » 

Caen ingresos fiscales en Honduras

El monto de los tributos caerá en 1.8 del PIB de la región en 2009.
21.07.09 - Actualizado: 21.07.09 10:03am - Iván Vásquez: kelssin.vasquez@elheraldo.hn

   Imprimir  Enviar

Tegucigalpa,

Honduras

Honduras enfrenta para este año un déficit fiscal superior a los 11,000 millones de lempiras que no puede ser cubierto con los ingresos corrientes por una drástica caída de los impuestos.

En el caso de Honduras, a junio del presente año la captación de impuestos sumaba 18,580.42 lempiras, contra los 20,081.95 millones de 2008. Estimaciones de la Secretaría de Finanzas más actualizadas indican que la caída de los ingresos tributarios será superior a los 3,500 millones de lempiras.

Ahora Honduras enfrenta el impacto de la crisis financiera global, sumado a los efectos de la crisis política generada por la transición presidencial.


Una crisis ampliada

Para el coordinador del Foro Social de la Deuda Externa (Fosdeh), Mauricio Díaz, Honduras ya enfrentaba durante el primer semestre del año los efectos generados por la crisis financiera y que ahora se agudiza por los efectos adversos generados por una crisis política interna que enfrenta el país.

Según el Fosdeh se tiene el conocimiento de una reducción de la cooperación y de la asistencia crediticia externa, que impactará en la captación de recursos necesarios para financiar un 20 por ciento del Presupuesto General de la República.

El Fosdeh recomienda elaborar una verdadera evaluación de la situación económica del país, elaborar un plan anticrisis que propugne la generación del empleo, promueva la sustitución de importaciones, propiciar un pacto fiscal, Crear un plan de inversión regional y local dotado de suficientes recursos que permitan financiar la inversión pública.

Además, elaborar una estrategia de generación de empleo, eliminar la exoneración de tributos para captar unos 11,000 millones de lempiras y racionalizar el consumo de combustibles para evitar que caigan las inversiones extranjeras.

El empresario Adolfo Facussé, presidente de la Asociación Nacional de Industriales (Andi), recomendó el incremento en un 10 por ciento al Impuesto Sobre la Renta (ISR), para las empresas que tienen utilidades superiores a un millón de lempiras. "Esta determinación no afecta a los pobres y permite que las empresas grandes retribuyan un porcentaje de sus ingresos", dijo el industrial.

El presidente de la Federación Nacional de Agricultores y Ganaderos de Honduras (Fenagh), Santiago Ruiz, manifestó que se garantiza la producción de alimentos y en la medida de lo posible se generarán más empleos.

El empresario Mario Facussé expresó que una reunión efectuada ayer en la Cámara de Comercio e Industrias de Cortés (CCIC) se determinó que no sacarán sus divisas del país y que se apoyará la producción.

La Cepal

Según la Comisión Económica para América Latina (Cepal), la crisis financiera global ha colocado a las finanzas públicas de las economías latinoamericanas en una situación compleja. Por un lado, los ingresos fiscales se han reducido, a causa del menor nivel de actividad y la caída de los precios de los productos básicos, mientras que al mismo tiempo existe una notoria restricción del financiamiento externo, que condiciona la posibilidad de aplicar políticas fiscales anticíclicas.

Por ello, se prevé un empeoramiento del resultado fiscal promedio de la región para 2009, con una caída estimada en los recursos públicos de alrededor de 1.8% del PIB. Este resultado puede en muchos países dificultar la sostenibilidad y duración de las medidas anticrisis anunciadas.

Así lo señala la CEPAL en su Estudio económico de América Latina y el Caribe 2008-2009, publicado recientemente. Este informe indica que se se ha observado en la región un cambio en los comportamientos macroeconómicos en el período 2002-2008 que, en contraste con episodios previos de auge, promovieron subas en las tasas de ahorro, traducidas en una menor dependencia de los recursos financieros externos y, en muchos casos, en reducciones del valor absoluto de las obligaciones con el resto del mundo.

La mayor solidez de las finanzas públicas se expresó en una reducción del porcentaje del PIB representado por las deudas totales del sector público no financiero. En varios casos ello fue resultado de la mejora de los ingresos públicos y del crecimiento económico, junto con los procesos de reducción de deuda producto de renegociaciones y a la Iniciativa para Países Pobres Altamente Endeudados (HIPC, según su sigla en inglés).

También se apreció un mejoramiento en la gestión de la deuda pública, en términos de moneda, tasas y plazos.

Sin embargo, la CEPAL alerta sobre el significativo deterioro que los espacios macroeconómicos y fiscales han sufrido en los últimos meses, debido al empeoramiento en el resultado fiscal promedio de la región.

Mientras que en el período 2002-2008 el aumento de los ingresos fiscales estuvo ligado a la explotación de recursos naturales, la actual caída en los ingresos está vinculada con la disminución en los precios de estos productos.

En países como Venezuela, Ecuador, México y Bolivia, los productos básicos explican más del 30% de los recursos fiscales, siendo también importantes en Argentina, Chile, Colombia y Perú, donde su participación se ubica entre el 14 y el 18% para el promedio de los últimos tres años.

De acuerdo con una estimación presentada en el Estudio Económico 2008-2009, en los países altamente especializados en la producción y exportación de productos básicos, los recursos fiscales disminuirán, en promedio, alrededor de 5,6 puntos porcentuales del PIB en 2009 en relación con 2008, por el efecto conjunto de la contracción de la demanda y de la baja de precios de estos productos. En tanto, en aquellos países cuyos ingresos están medianamente especializados se espera que los recursos fiscales disminuyan alrededor de 1,7 puntos porcentuales, con amplia variabilidad según los países en ambos casos. Por último, en el resto de los países, se estima que los recursos fiscales disminuirán 0,5 puntos porcentuales del PIB.

El impacto

El efecto total para América Latina y el Caribe es una disminución de la recaudación equivalente al 1,8% del PIB, lo que sumado al aumento del gasto, determina que la región pase de un superávit primario promedio del 1,4% del PIB a un déficit primario del orden del 0.7% del PIB en el 2009, aunque este resultado es muy sensible al grado de ejecución de los anuncios realizados por los países para contrarrestar los impactos de la crisis.

Por otra parte, los efectos de la crisis internacional sobre los ingresos fiscales difieren de país en país en función del nivel de recaudación, de la estructura tributaria y de las diversas fuentes de financiamiento utilizadas. En este sentido, la CEPAL señala que el grado de exposición de los ingresos fiscales a la crisis será mayor en los países que muestran un alto porcentaje de recursos no tributarios o provenientes de los recursos naturales, en aquellos que tienen baja carga tributaria, o una gran apertura comercial, especialmente si sus exportaciones están orientadas a países desarrollados. En cambio, se espera que sea menor en países con carga tributaria elevada y mayor participación del impuesto a la renta y productividad del IVA.

Más noticias

ElHeraldo.hn »  Economía
4 de 8 en Economía  «ANTERIOR   SIGUIENTE » 

opciones de texto  « AGRANDAR  ACHICAR » 



La recaudación fiscal muestra una disminución importante en Honduras.
La recaudación fiscal muestra una disminución importante en Honduras.

NOTICIAS RELACIONADAS

» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 

TODOS LOS TITULOS DE ESTA SECCION

» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 

   PUBLYNSA S.A. Todos los Derechos Reservados © 2014