ElHeraldo.hn »  Tegucigalpa
1 de 7 en Tegucigalpa   SIGUIENTE » 

Esculturas monumentales agonizan en el olvido

Mayoría de obras ubicadas en parques y bulevares están en críticas condiciones.
03.05.11 - Actualizado: 03.05.11 11:36pm - Alejandra Villacorta: redaccion@elheraldo.hn

   Imprimir  Enviar

Tegucigalpa,

Honduras

Los personajes del ámbito social, político, cultural y artístico de Honduras y otros países de Iberoamérica han quedado inmortalizados en monumentos, esculturas y bustos esculpidos en su honor a lo largo del tiempo.

Sin embargo, los monumentos que rendirían tributo a los héroes nacionales y urbanos están cubiertos de maleza, óxido y desechos sólidos.

El 80 por ciento de estas magníficas esculturas que engrandecen la ciudad permanecen en el fango de la indiferencia gubernamental, el vandalismo y la desidia ciudadana.

Dramática realidad

En la capital existen alrededor de 50 esculturas monumentales. La mayoría son bustos en honor a héroes nacionales y extranjeros, mientras que el resto son monumentos que representan a los próceres y muchos destacados "héroes urbanos".

De todas esta obras, solamente un 2 por ciento son de dominio privado y el resto son responsabilidad del gobierno local.

Solo en el centro histórico de Tegucigalpa se contabilizan 15 estatuas monumentales, el resto se localizan en diversos puntos de la ciudad, como plazas, bulevares y avenidas.

De las obras artísticas que se encuentran en el centro capitalino, la mayoría fueron edificadas a mediados del siglo XIX, en los gobiernos de Marco Aurelio Soto y su predecesor, Luis Bográn.

Sobresale la escultura ecuestre en honor al general Francisco Morazán, esculpida en 1883 en plena plaza Central.

Esta escultura de bronce que mide 7 metros es una de las pocas que se preservan en buenas condiciones, gracias a los diversos trabajos de restauración de que ha sido objeto y de la seguridad que se le da.

En la plaza La Merced se encuentran los bustos elaborados en mármol en honor a José Trinidad Cabañas y al padre José Trinidad Reyes.

Ambas obras históricas lucen repletas de grafitis que muestran repulsivos mensajes cargados de obscenidades que tanto vándalos como militantes del Frente de Resistencia han imprimido en ellas con vil saña.

Proyecto de restauración

La Gerencia del Centro Histórico ejecuta un proyecto de restauración de los monumentos del casco capitalino en conjunto con el escultor hondureño Arnaldo Ugarte, quien trabaja en la fundación Rockefeller de Nueva York. "La idea es que el señor Ugarte, quien es un experto restaurador de obras monumentales, venga a nuestro país y trabaje en el mejoramiento de esas esculturas", informó Arturo Suárez, gerente de la dependencia.

Asimismo, el departamento de Parques, dependencia de la Unidad de Gestión Ambiental de la comuna, también iniciará un proyecto de restauración y limpieza de las estatuas ubicadas en los parques Central, La Libertad y Valle. "Vamos a darle mantenimiento a las esculturas que se encuentran dentro de esos centros recreativos", aseguró Hugo Aguilar, jefe de ese departamento.

Y en efecto, las estatuas de dichas plazas urgen de una pronta recuperación, además de una estricta vigilancia policial, porque no solamente han sido víctimas de vándalos sino también de los orates y alcohólicos que deambulan por los alrededores y que las han convertido hasta en urinarios.

¿ Y las demás esculturas?

En los proyectos de restauración de la Alcaldía no se contempla la restauración del resto de esculturas que se ubican en diversos puntos de la ciudad.

Los dañados bustos del bulevar Los Próceres y los deteriorados monumentos a los niños y al payaso Bototo, que pertenecen al escultor Johny Macdonald, por los momentos tendrán que esperar, ya que todavía no son prioritarios para la comuna.

Además de la Alcaldía, el Instituto Hondureño de Antropología e Historia (IHAH) también está encargado de darle mantenimiento a las obras monumentales que pertenecen a Tegucigalpa.

Sin embargo, el IHAH tampoco ha priorizado en el tema y sus autoridades dicen que la falta de presupuesto es la principal razón para no evaluar las obras que luego serán parte del patrimonio cultural.

Mauricio Flores, subgerente del área de Conservación del IHAH, admitió que por los momentos no contemplan la realización de las evaluaciones ya que por el limitado presupuesto con que cuenta la institución se deben priorizar otros temas que resultan de emergencia.

Además recalcó que "el iIHAH solamente tiene injerencia sobre las obras que consideradas como patrimonio cultural, porque así lo estipula la Ley para la Protección del Patrimonio".

Más noticias

ElHeraldo.hn »  Tegucigalpa
1 de 7 en Tegucigalpa   SIGUIENTE » 

opciones de texto  « AGRANDAR  ACHICAR » 



El monumento en honor al poeta hondureño Juan Ramón Molina es una sucursal del crematorio municipal, donde incluso los orates hacen sus necesidades.

NOTICIAS RELACIONADAS

» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 

TODOS LOS TITULOS DE ESTA SECCION

» 
» 
» 
» 
» 
» 
» 

   PUBLYNSA S.A. Todos los Derechos Reservados © 2014